Saltar al contenido

¿Cómo debemos consumir el pescado para que no pierda sus nutrientes?

septiembre 16, 2022

Omega-3

Aunque ningún alimento por sí solo puede hacer que una persona esté sana, unos buenos hábitos alimentarios basados en la moderación y la variedad pueden ayudar a mantener e incluso mejorar la salud. Debido a los nutrientes que se encuentran en el marisco, las directrices dietéticas actuales del Departamento de Salud y Servicios Humanos y del Departamento de Agricultura de EE.UU. recomiendan que los estadounidenses aumenten su consumo de marisco a dos veces por semana.

El marisco se considera un alimento bajo en calorías en comparación con otros alimentos ricos en proteínas, como la carne y las aves de corral. La mayoría de las especies de pescado magras o con menos grasa, como el bacalao, la platija y el lenguado, contienen 100 calorías o menos por cada porción de 3 onzas cocidas, e incluso los pescados más grasos como la caballa, el arenque y el salmón contienen aproximadamente 200 calorías o menos en una porción de 3 onzas cocidas. Con el marisco, puede consumir menos calorías para satisfacer sus necesidades diarias de proteínas. Esta es una de las razones por las que el marisco es una buena opción para las dietas diseñadas para ayudarle a perder o mantener un peso ideal.

El marisco contiene una proteína de alta calidad que incluye todos los aminoácidos esenciales para la salud humana, lo que lo convierte en una fuente de proteínas completa. Una ración de 3 onzas cocidas de la mayoría de los pescados o mariscos proporciona aproximadamente un tercio de la cantidad media diaria recomendada de proteínas. La proteína del marisco también es más fácil de digerir porque tiene menos tejido conectivo que las carnes rojas y las aves de corral. Ésta es una de las razones por las que el músculo del pescado es tan frágil, y por las que se desmenuza al cocinarlo y puede comerse sin necesidad de cortarlo o rebanarlo. Para ciertos grupos de personas, como los ancianos, que pueden tener dificultades para masticar o digerir los alimentos, el marisco puede ser una buena opción para ayudarles a obtener sus necesidades diarias de proteínas.

  ¿Cuáles son los pescados azules para comer?

¿Tiene la piel de la fruta más nutrientes?

¿Qué tan malo es realmente? pone en claro todos los hábitos y comportamientos que has escuchado que podrían ser poco saludables. No falta información sobre los beneficios de los ácidos grasos omega-3, es decir, las grasas poliinsaturadas saludables para el corazón que se encuentran en el pescado. Entonces, ¿es realmente tan malo no comer nunca pescado?

“Los omega-3 son conocidos por ser antiinflamatorios y, por lo tanto, son [potencialmente] beneficiosos para evitar una variedad de condiciones causadas por la inflamación en el cuerpo, como el Alzheimer, las enfermedades del corazón y la diabetes”, dice Anna Brown, RD, una dietista con sede en Brooklyn y fundadora de la práctica privada Nutrition Squeezed.

“Además, los omega-3 como el EPA y el DHA son beneficiosos para la salud del cerebro, los ojos y el sistema nervioso. Por lo tanto, una mayor ingesta se asocia con un menor riesgo de depresión, ansiedad, TDAH y demencia.”

Está claro que los ácidos grasos poliinsaturados del pescado son importantes para nuestra salud. Pero el EPA y el DHA son especialmente críticos porque el cuerpo no puede producir suficientes cantidades de estas grasas por sí mismo. Por eso necesitamos obtener los ácidos grasos esenciales de alimentos como el pescado.

Do you eat fish in english

A medida que envejece, es importante que siga comiendo bien. Los cambios en el cuerpo hacen que las necesidades de energía (calorías) sean menores. Por ello, es importante reducir el tamaño de las raciones si la actividad es escasa y disminuir los tentempiés azucarados, como pasteles y bollos.

  ¿Qué es lo amarillo del sushi?

La guía Eatwell sirve para mostrar los diferentes tipos de alimentos que se consumen habitualmente y las proporciones que se recomiendan para conseguir una dieta sana y equilibrada. Ningún alimento por sí solo aporta todos los nutrientes que necesitamos, por lo que es importante incluir una amplia variedad de alimentos en la dieta.

Comer cinco o más raciones de fruta y verdura al día puede ayudar a prevenir las enfermedades del corazón y algunos tipos de cáncer. Las frutas y verduras están llenas de vitaminas, minerales y fibra, y tienen un bajo contenido en grasas.

Debes comer muchos alimentos ricos en almidón y fibra. Los alimentos con almidón, como el pan, el arroz, las patatas y la pasta, son una buena fuente de energía, fibra y vitaminas del grupo B, y deben utilizarse como base de las comidas.

Elija las variedades más ricas en fibra y las integrales, como la pasta de trigo integral, el arroz integral o simplemente deje la piel de las patatas. Además de ser bajas en grasa y altas en fibra, son buenas fuentes de otros nutrientes esenciales: proteínas, vitaminas y minerales.

Pescado frito

Este consejo puede ayudar a las personas que podrían quedar o están embarazadas o en período de lactancia, así como a los padres y cuidadores que alimentan a los niños, a tomar decisiones informadas en lo que respecta a los tipos de pescado que son nutritivos y seguros de comer. Estos consejos apoyan las recomendaciones de las Guías Alimentarias para los estadounidenses.

  ¿Cómo saber si los mejillones están en mal estado?

Los consejos incluyen una tabla que facilita la elección de docenas de opciones saludables y seguras e incluye información sobre el valor nutricional del pescado. Un conjunto de preguntas y respuestas frecuentes proporciona más información sobre cómo utilizar la tabla y consejos adicionales para comer pescado.

La colina también contribuye al desarrollo de la médula espinal del bebé. El pescado aporta hierro y zinc para reforzar el sistema inmunitario de los niños. El pescado es una fuente de otros nutrientes como proteínas, vitamina B12, vitamina D y selenio.

Un patrón de alimentación saludable consiste en elegir entre todos los grupos de alimentos (verduras, frutas, cereales, lácteos y alimentos proteicos, entre los que se incluye el pescado), consumidos en las cantidades recomendadas y dentro de las necesidades calóricas. Los patrones de alimentación saludable incluyen alimentos que aportan vitaminas, minerales y otros componentes que promueven la salud y que no tienen azúcares, grasas saturadas ni sodio añadidos, o los tienen en poca cantidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad