Té Kombucha: Beneficios y receta

Té Kombucha

El té kombucha es una bebida fermentada y natural que se compone de té, azúcar, bacterias y levaduras llamadas SCOBY (simbiótica de bacterias y levaduras). La fermentación transforma el té o infusión en  una bebida refrescante, con vitaminas del complejo B (B1, B2, B3, B6), vitamina C, K, E y D, minerales, enzimas, levaduras, y 0,5% de alcohol.

Beneficios del Té Kombucha:
  • Regula el tránsito intestinal.
  • Activa el sistema inmunológico.
  • Reduce el colesterol.
  • Mejora la absorción de vitaminas y minerales.
  • Tiene efectos antiinflamatorios, antivíricos y antibacterianos.
  • Generalmente la persona siente más energía y bienestar.
  • En la antigüedad se la conocía por sus propiedad estimulantes y curativas.
Receta del té kombucha

Ingredientes:

  • Fermento de kombucha
  • Líquido iniciador
  • 70-100 g / 7 a 10 cdas soperas de azúcar blanco
  • 1 litro de agua
  • 2 a 3 cditas de té / 4 a 6 bolsitas de té (negro, verde)
  • Bote de cristal
  • Paño de cocina o toalla para té o de papel o tela liviana.
  • Goma elástica.

Preparación:

  • Preparar el té en una proporción de 1 litro de agua hervida con las 2 a 3 cucharaditas de té negro o verde, dejar reposar unos minutos y colar las hojas del té antes de que se enfríe la preparación.
  • Añadir los 70 gr de azúcar blanco, revuelva bien hasta que esté disuelta la azúcar y dejar enfriar la preparación.
  • Colocar el té frío en un bote de cristal y añadir el fermento y el líquido iniciador.
  • Tapar el bote de cristal con el paño de cocina y colocar la goma elástica.
  • Dejar fermentar durante 8 a 12 días a una temperatura ambiental entre  23º a 27º,  a la sombra y con ventilación.
  • Luego colocar la bebida en un bote de cristal que se cierre herméticamente y colocar en nevera.
Recomendaciones:
  • Utilizar solo té verde o negro, los té saborizados generalmente no funcionan para esta receta.
  • No utilizar otros tipos de endulzantes o edulcorantes porque el té no  fermenta adecuadamente.
  • En cuanto al paño debe estar limpio y que sea suficientemente poroso para que circule el  aire y pueda respirar el fermento.
  • El recipiente puede ser de cristal o porcelana, aunque el cristal es la mejor opción.
  • La temperatura para la fermentación no deberá descender de los 20º y tampoco ser superior a los 30º.
  • No debe colocarse el bote de cristal directamente a la luz solar y tampoco se debe mover una vez que comienza el proceso de fermentación.
  • El proceso debe hacerse en un lugar tranquilo, tibio y a la sombra.
  • Es normal que observes en el proceso burbujas en la bebida.
  • Los días de fermentación varían en función del sabor que prefieras la bebida, si te apetece un sabor más dulce detener la fermentación antes y si lo quieres más ácido dejarlo más días.
  • Una vez listo el té kombucha se retira el fermento (este se lava con el agua y se vuelve a colocar en una nueva infusión) y también 100 cc del té kombucha (esté se utilizará como  líquido iniciador para la próxima preparación).
  • Se recomienda tomar al principio una taza al día, en la medida que lo toleres puedes ir aumentado hasta 3 tazas al día como máximo.
+ Suscríbete a nuestro newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter